Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

sábado, 13 de octubre de 2007

Una denuncia impide la suelta de tortugas bobas en Almeria

Tortuga boba (Foto: EFE/Carlos Barba)La Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía suspendió la liberación de tortugas marinas en el Parque de Cabo de Gata el pasado 1 de octubre después de que 'Ecologistas en Acción' presentara una denuncia ante la Guardia Civil de Almería porque las diez tortugas bobas procedentes de Cabo Verde que iban a ser soltadas carecían de la documentación que exige el Convenio Internacional de Tráfico de Especies Amenazadas (CITES).

La liberación formaba parte del proyecto que desarrolla la Consejería de Medio Ambiente y el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), a través del cual estaba previsto que el día mencionado tuviera lugar el enterramiento de 80 huevos de tortuga boba (caretta caretta) en arenales vírgenes del Parque Natural de Cabo de Gata-Níjar, así como la suelta en playas del mismo paraje de diez ejemplares de esta especie, de un año de edad, criados en semicautividad en la Estación Biológica de Doñana.

En su día, técnicos del CSIC aseguraron que la liberación no se había producido el día previsto porque se estaban poniendo a punto los transmisores de las tortugas y que se había preferido hacer sueltas controladas, al tratarse de un proyecto pionero.

'Ecologistas en Acción' considera que el proyecto para la introducción de tortugas bobas en las costas andaluzas no sólo es ilegal por el hecho de que los animales carecen de los papeles necesarios al tratarse de una especie amenazada, sino también porque "incumple la Directiva Hábitat, que exige que antes de la introducción se recupere el ecosistema". En este caso, "no se está haciendo, es más, se está degradando, como prueba la extracción de arenas en la zona o la ampliación del puerto de Garrucha".

Además, la organización conservacionista afirma que la actuación de la Junta es ilegal porque se ha desvirtuado el proyecto aprobado inicialmente, que en ningún caso preveía la puesta en libertad de tortugas ni su cría en otro lugar que no fuera Doñana.

Los ecologistas han puesto de manifiesto también que han sido muchos los científicos que han mostrado su disconformidad con este proyecto, al considerar "una grave irresponsabilidad la introducción de poblaciones de tortugas marinas ajenas al mar Mediterráneo con fines que no tienen ningún fundamento ni base científica".

0 comentarios: